Lección 5 - MATERIAL AUXILIAR PARA EL MAESTRO
El sábado enseñaré...

Texto clave: Romanos 3:31.

Enseña a tu clase a:

Bosquejo de la lección:

I. Saber: La enseñanza de Pablo sobre la justificación no es nada nuevo

II. Sentir: La enseñanza de Pablo sobre la justificación no es una idea moderna

III. Hacer: Vislumbrar la relación adecuada entre el perdón y la obediencia en Romanos 4

Resumen: Es vital saber que la justificación se basa en todo el testimonio bíblico.

Ciclo de aprendizaje

Concepto clave para el crecimiento espiritual: Si bien la justificación solo por la fe podría ser solo una convicción doctrinal para muchos, era una realidad viviente en la experiencia espiritual de Abraham y David.

{1: ¡Motiva!}

• Solo para los maestros: Ahora que Pablo ha establecido claramente la doctrina de la justificación por la fe, pasa a ilustrar la fe salvífica del Antiguo Testamento en la vida de Abraham (en Génesis) y la de David (en los Salmos). Por lo tanto, esta enseñanza es confirmada por dos personajes centrales del Antiguo Testamento.

Diálogo inicial: Pregunta a la clase si alguna vez fueron confrontados por cristianos neotestamentarios que afirman no estar bajo la Ley sino bajo la gracia. Según la lección de esta semana, ¿cuál podría ser una respuesta apropiada?

Preguntas para dialogar:

{2: ¡Explora!}

Solo para los maestros: En los pasajes bíblicos de la lección de esta semana, necesitamos explorar especialmente cómo utiliza Pablo el Antiguo Testamento para establecer su doctrina de la justificación. Recordemos que la exposición de Pablo sobre la justificación comenzó propiamente en Romanos 3:21 y continúa hasta el final de Romanos 5:20. Entonces, ¿cuáles son sus principales argumentos bíblicos en Romanos 3 y 4?

Comentario de la Biblia

I. La fe en Cristo en relación con la ley de Moisés y las figuras clave del Antiguo Testamento
(Repasa, con tu clase, Rom. 3:31; 4:1-8.)

Con Romanos 3:31, Pablo presenta hábilmente el tema de la relación entre la Ley, la gracia y la fe. Entonces, de inmediato pasa a exponer la vida y los testimonios del patriarca Abraham y del rey David, según lo registrado en las Escrituras. De modo que no solo la Ley (los primeros cinco libros de la Biblia) sino también los profetas y los escritos (especialmente los salmos de David) apoyan su tesis. A la luz de las presunciones de sus oponentes judaizantes, este enfoque es una jugada interpretativa absolutamente brillante. Y Pablo luego es más específico al citar Génesis 15:6 (la ley de Moisés): “Creyó Abraham a Dios, y le fue contado por justicia” (Rom. 4:3). También cita el Salmo 32:1, en el que David (cuya historia está incluida en los profetas del Antiguo Testamento) afirma: “Dios atribuye justicia sin obras” (Rom. 4:6) de la ley.

Considera: ¿Cómo es que la Ley no se invalida? Lejos de ser invalidada, se consolida positivamente al mostrar que el Antiguo Testamento señala la justificación por la fe, no las obras de la Ley, como la base para la salvación humana del pecado. De hecho, si la justificación se basara en nuestra obediencia humana, fácilmente produciría desesperación o autojustificación.

II. La justificación solo por la fe se vuelve especialmente poderosa en el caso del rey David
(Repasa cuidadosamente con tu clase 2 Sam. 11, 12; Sal. 51.)

Segunda de Samuel 11 es uno de los casos más sórdidos de pecado registrados en el Antiguo Testamento. Aquí encontramos el registro del adulterio de David y los actos posteriores de engaño. Estos pecados condujeron efectivamente al asesinato de Urías el hitita por parte de David, y la terrible pérdida de respeto por él, su gobierno y su autoridad real. Pregunta para dialogar: ¿De qué manera el costo de los pecados de David indica inexorablemente el alto precio de la gracia del perdón de Dios: la muerte sustitutiva y satisfactoria de Cristo?

III. Pablo luego argumenta que la salvación no es solo para los judíos sino también para los gentiles
(Repasa, con tu clase, Rom. 4:9-12.)

El elemento clave de estos versículos es que en el momento en que fue declarado justo ante Dios Abraham ni siquiera era judío técnicamente hablando. Y fue también antes de la experiencia de la circuncisión. Por lo tanto, Abraham llega a ser un testigo clave de la justificación por la fe (sin las obras de la Ley) y de la universalidad de la salvación, tanto para los creyentes judíos como para los gentiles (Heb. 2:9).

Considera: Como la salvación está disponible para todos los seres humanos, que han sido investidos de un valor infinito, entonces, ¿cómo un cristiano puede atreverse a participar de prejuicios raciales (étnicos), de clase y nacionales?
Sin duda, la muerte de Cristo por todos los seres humanos debería dar un golpe mortal y efectivo a la intolerancia. ¿Qué versiones de esta variedad de prejuicios pueden estar acechando nuestra alma?

IV. Lutero, la Reforma y la salvación por la fe
(Repasa, con tu clase, Rom. 4:13-17.)

En Romanos 4:13, ¿de qué modo Pablo apunta directamente al corazón de los temas contrastantes de la “promesa” y la “Ley”, y cómo se manifiestan en el caso de Abraham? Evidentemente, a lo que Pablo quiere llegar es que la fe salva y la Ley (incluyendo la Ley moral) condena el pecado. De este modo, Pablo está tratando de demostrar la futilidad de buscar la salvación por medio de lo que causa la condenación (la Ley). Por lo tanto, como todos pecaron, todos los seres humanos necesitan lo que encontró Abraham: la justicia salvífica.
Esta justicia les es acreditada a todos los pecadores (judíos y gentiles) solo por la fe, la verdad fundacional que llevó a la Reforma Protestante.

Considera: Hay que recordar que hace exactamente quinientos años, el 31 de octubre de 1517, Martín Lutero clavó sus famosas “95 tesis” en la puerta de la iglesia del castillo de Wittenberg, Alemania. Oportunamente, el tema de la Guía de Estudio de la Biblia para adultos para este día apunta directamente al corazón de la salvación por la fe. Esta sección se inició con la pregunta:
En Romanos 4:13, ¿de qué modo Pablo apunta directamente al corazón de los temas contrastantes de la “promesa” y la “Ley”, y cómo se manifiestan en el caso de Abraham? ¿Cuál es la respuesta?

V. La cuestión de la “fe sola” inspiró la exposición de Pablo no solo en Romanos sino también en Gálatas 3:21 al 24
(Repasa, con tu clase, Gál. 3:21-24.
)

Pablo pregunta: “Si esto es así, ¿estará la Ley en contra de las promesas de Dios? ¡De ninguna manera! Si se hubiera promulgado una ley capaz de dar vida, entonces sí que la justicia se basaría en la ley” (Gál. 3:21, NVI). De hecho, continúa audazmente al sugerir que la Ley tiene “presos” a los creyentes, apuntando claramente a “aquella fe que iba a ser revelada”. Por lo tanto, en Cristo y su justicia, la Ley se convierte así en la “guía” para llevar a Cristo (el gran justificador solo por la fe) a los hijos de Dios (Gál. 3:23, 24, NVI).

Considera: ¿Por qué podemos concluir con seguridad que Gálatas sin duda es “cortada por la misma tijera redentora” que Romanos?

VI. La justificación solo por la fe aclara los roles de la Ley y de la salvación por la fe
(Repasa, con tu clase, Rom. 3:31.)


Muchos han afirmado que Romanos 3:31 enseña que la gracia elimina la Ley. Pero eliminar la Ley, en la práctica, es negar el pecado; entonces, la gracia se vuelve superflua.
¿Cuál sería la respuesta apropiada para quienes afirman que Romanos 3:31 elimina la Ley? En el intento de responder a esta pregunta, piensa cuidadosamente en lo siguiente:
Un evangelista experimentado una vez compartió el siguiente enfoque en respuesta a aquellos que dicen: “La gracia elimina la Ley”. A ellos, les responde: “Les pregunto cómo es que pueden cantar ‘Sublime gracia’ con alguna lógica convincente. ¡Entonces, simplemente les digo que realmente no pueden entonar el canto con ninguna convicción! Y ¿cómo es esto? Simplemente porque, si eliminas la Ley, no tienes pecado y, por eso, no necesitas gracia. ¡Tengo la Ley como mi ‘tutor’ para que me convenza de pecado, y así me siento inspirado a cantar ‘Sublime gracia’!”

Considera: Como señaló el evangelista, sin la Ley, ¿cómo puedes realmente cantar “Sublime gracia” con alguna convicción? ¿Por qué esta teología es hostil al verdadero evangelio de la gracia?

{3: ¡Aplica!}

Solo para los maestros: Hemos llegado a una coyuntura importante en nuestro estudio de Romanos. Si bien Pablo dedicará más atención a las implicaciones de la gracia justificadora en Romanos 5, el maestro debería preguntarle lo siguiente a la clase:

Preguntas de aplicación:

{4: ¡Crea!}

Solo para los maestros: Con el fin de alcanzar a los cristianos no adventistas, a religiosos no cristianos y a nuestros conocidos más secularizados, invita a tu clase a reflexionar sobre las siguientes actividades.

Actividades: